lunes, 10 de abril de 2017

ZORRO Y DIFERENCIAS SEXUALES EN AGUILUCHOS LAGUNEROS

No se puede dejar pasar este "buen tiempo" que hace y como hacemos últimamente, lo disfrutamos juntos, excepto el domingo que madrugo yo un poco más. 
Si la semana pasada tres tejones fueron protagonistas, ésta empezó con un zorro (Vulpes vulpes), que tras husmear por un lindero en busca de ratones o topillos, salió corriendo a través de un sembrado. Aunque en las fotos no se aprecia, estaba en muy malas condiciones, probablemente tendría sarna.

Atento a los ruidos y olores, cada poco tiempo el zorro hundía el hocico en el lindero
Al final, puede que capturase algo pues salió corriendo tan contento
video
La mañana pasaba tranquila, y aunque pocos, algunos pajarillos y conejos (Oryctolagus cunniculus) se ponían a tiro.

Alcaudón real meridional (Lanius meridionalis)
Cogujada montesina (Galerida theklae)
Curruca carrasqueña macho (Sylvia cantillans)
Dos conejos al sol, al borde de un arroyo
Los que me entretuvieron un buen rato, fueron una pareja de aguiluchos laguneros (Circus aeroginosus). Primero salió el macho y después la hembra, lo que permite ver algunas de sus diferencias en esta serie de fotos.

Partes superiores tricolor del macho
De perfil también se aprecia su cabeza más clara
Y por debajo, las alas son claras con los extremos oscuros.
La hembra es mucho más oscura en general salvo la cabeza y el arranque de las alas
En vuelo ascendente
Curiosamente cuando se ve alguna rapaz, suele verse otra, me da que entre ellas se vigilan y al mostrarse una, las otras salen a marcar el territorio.

Ratonero común (Buteo buteo), un individuo bastante claro
Al final llegué a casa con un buen botín, pero después salimos todos a dar una vuelta al lavadero, allí mi pequeña vio su primera culebra y no la tuvo ningún miedo.

Juvenil de culebra bastarda (Malpolon monspessulanus) con su típica ceja muy marcada
También bajaron a beber al lavadero bastantes pájaros como esta pardilla (Linaria cannabina)
Acabo con una triste foto que muestra cómo se echa pesticida alrededor de una fuente en la que aún mucha gente bebe, juegan los niños y con la que se riegan muchos huertos. ¿De verdad es necesario?

Suelo quemado por el uso de herbicidas, justo encima de un manantial

No hay comentarios:

Publicar un comentario